1.Bundesliga

Feo final en el ascenso del Fortuna. Hertha recurrirá a la DFB

Jugador del Hertha sacando una bengala

Antes de dar un análisis del partido, dejamos información sobre lo más urgente, que tiene a algunos aún confundidos.

Caos en el ESPRIT Arena en el partido de Relegation

Caos en el ESPRIT Arena en el partido de Relegation

El ambiente vivido durante todo el Fortuna-Hertha fue muy intenso. Los futbolistas estaban a tope, corriendo, luchando, a veces un poco agresivos. Creo que Stark estuvo calmado con las tarjetas por estar consciente de la intensidad que se vivía. Pero no fue solo en el campo.

En las gradas, 54.400 corazones también estaban sobrerrevolucionados. Y en algunos, como siempre los más desadaptados, se hizo notar.

Tras el segundo gol del Düsseldorf, los ultras del Hertha lanzaron numerosas bengalas al terreno de juego, lo que lo detuvo brevemente. Después, a lo largo del partido, por parte de ambas aficiones se vieron cosas similares, pero nada demasiado preocupante.

Fue cerca del final, tras el empate 2-2 de Raffael a falta de cinco minutos, que los nervios y la ansiedad de los seguidores del F95 crecieron. A medida que se acercaba el final, la emoción movía a los fanáticos hacia los jugadores. Se lanzaban al campo y se quedaban a la espera del pitazo final, así como en el fútbol de otrora, o de categorías no profesionales.

Siete minutos de reposición eran demasiados para que el público sobre excitado pudiera contenerse. Era la vuelta a la 1.Bundesliga tras 15 años. Seguía pareciendo cerca del gol el equipo berlinés.

Fue a falta de apenas algo más de un minuto que la euforia estalló y todos empezaron a saltar al campo y a celebrar cerca de los jugadores, quienes junto con el cuerpo arbitral decidieron irse hacia la zona mixta mientras el cuerpo de seguridad del estadio retomaba el control de la situación. Muchos no entendíamos si se había pitado o no el final.

Pero no, Wolfgang Stark esperaba terminar el partido. Tras varios detenidos, césped arrancado del campo, más bengalas y fuegos artificiales, los encargados de la seguridad sorprendentemente recobraron paulatinamente el control de la situación. La voz del estadio y el marcador pedían a todos volver a sus sitios.

Así, Stark y su equipo volvieron, así como también el Fortuna. El Hertha, a pesar de tardar, también regresó a jugar su última y desesperada opción de salvarse. No lo lograron y tras casi 30 minutos de tiempo añadido se hizo oficial el ascenso de Düsseldorf.

¿Oficial? Todavía no está decidido. Es muy de esperarse que los responsables de los lamentables hechos vividos en el ESPRIT Arena sean sancionados, por lo que la directiva del Hertha, ni corta ni perezosa, se aprovechará de esto para denunciar el partido ante la DFB y tratar de conseguir una última esperanza para que, o el F95 pierda el partido o que se repita. Ya que no pudieron con fútbol, tratarán hacerlo “en las mesas”. Sinceramente dudo que sea posible pero tampoco quisiera que pasara. Ya veremos cómo termina esto.

6 Comments

6 Comments

  1. Pingback: Van den Bergh, nuevo fichaje del Hertha de Berlin | Mi Bundesliga

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Lo más leído

To Top