TOP

Alemania y sus dos caras antes de la Eurocopa: Empate ante Dinamarca y goleada ante Letonia

Alemania y sus dos caras antes de la Eurocopa: Empate ante Dinamarca y goleada ante Letonia

La Selección de Alemania se prepara para la Eurocopa que comenzará en breve. Y en sus amistosos preparativos para el torneo, mostró dos facetas diferentes antes del inicio.

UN EMPATE CON DUDAS

El miércoles pasado, el equipo de Joachim Löw enfrentó a Dinamarca en la localidad austriaca de Innsbruck, para el primero de los dos partidos preparativos. El seleccionador tuvo que prescindir de numerosos jugadores en su plantilla. Entre las lesiones, se destacaban Toni Kroos (tras una infección por COVID-19), Leon Goretzka (tras un desgarro muscular) y Emre Can (problemas de aductores).

Además, no contó con Antonio Rüdiger, Timo Werner, Kai Havertz y Ilkay Gündogan; que descansaban de la final de la Champions League. Para en el once inicial, Löw acomodó una línea de tres defensores con el regreso de Mats Hummels. Thomas Müller también tuvo su esperada vuelta, siendo parte de un tridente 100% FC Bayern junto a Leroy Sané y Serge Gnabry.

Alemania tuvo un control casi absoluto en la primera parte y contó con infinidad de oportunidades, aunque no llegó a abrir el marcador. El ataque bávaro no pudo batir a Kasper Schmeichel, ni siquiera con los punzantes pases de Joshua Kimmich, que en el centro del campo les permitió poco a los daneses junto a Florian Neuhaus.

El propio Neuhaus convertiría el único tanto alemán del encuentro a los 48 minutos. Una jugada que empezó con un centro de Robin Gosens desde la izquierda. La pelota, tras un rebote, le quedó al del Borussia Mönchengladbach, que definió sin problemas. Parecía un encuentro controlado. Hasta que, en la última media hora, Dinamarca mejoró repentinamente en su juego y consiguió el empate en su única oportunidad clara.

Christian Eriksen, eclipsado en la parte inicial, sorprendió con un fenomenal pase espectacular a los pies de Yussuf Poulsen, que superó a Manuel Neuer tras el fallo de Niklas Süle. Alemania contó con ocasiones para finalizar el partido a su favor, pero el larguero se lo negó dos veces.

Escucha la última edición de No Solo Bayern con Daniel Cadena Jordan y Nahuel Miranda.

UNA GOLEADA CON CERTEZAS

Con una cara (y un rival) totalmente distinta, Alemania se las vio con Letonia en Düsseldorf en el encuentro final antes de la Eurocopa. Löw recuperó a Rüdiger, Kroos, Gündogan y Havertz; quienes fueron parte del once inicial por Süle, Neuhaus, Sané (los tres suplentes) y Lukas Klostermann (fuera problemas en la articulación de la rodilla).

La Mannschaft volvió a formar una línea de tres defensores. Kimmich adelantado en el carril derecho y Gosens en el izquierdo. Kroos y Gündogan actuaron de centrocampistas frente a la defensa. Havertz, Gnabry y Müller fueron parte del ataque, que actuó de manera muy variable. También estaba el capitán Neuer, que tuvo su partido número 100 con Alemania.

Con un trámite similar al enfrentamiento con Dinamarca, pero con una defensa rival que permitía más facilidades, la selección no tuvo piedad en la primera mitad. Tras fallar las primeras ocasiones de Müller y Havertz, Gosens abrió el marcador a los 19 minutos con su primer gol con la camiseta nacional. Gündogan doblegó rápidamente a los 21 con un fortísimo disparo.

La exhibición continuó con el regreso goleador de Müller a los 27 minutos, tras una gran pared creada entre él, Gnabry y Gosens. Havertz (con ayuda del portero) se las arregló para poner el 4:0 en 39 minutos y Gnabry le puso la cereza al pastel con el 5:0, luego de una larga asistencia de Hummels desde su campo.

En la segunda mitad, Löw levantó el pie del acelerador y le dio entrada a Werner y Sané tras el descanso. Ambos inscribieron sus nombres en el resultado. Werner fue certero para marcar el sexto gol con otra asistencia de Kimmich. Letonia marcó el gol del honor con el único disparo a puerta en el zapatazo de Saveljevs al minuto 75. Pero rápidamente, Alemania volvió a responder, con Sané finalizando una gran jugada combinada que decretó el 7:1 final.

Después de la inesperada debacle con Macedonia del Norte, Alemania manifestó dos caras diferentes de la misma moneda antes del inicio de la Eurocopa. Quedará ver cuál verá la luz el próximo martes 15 de junio en Múnich, cuando comience frente a la actual campeona del mundo, Francia.

Publicar un comentario