TOP

Alemania se tapa la boca para protestar contra Qatar y la FIFA

Los jugadores de Alemania se tapan la boca para simbolizar que FIFA y Qatar "les quitan su voz". Foto: Getty Images

Alemania se tapa la boca para protestar contra Qatar y la FIFA

En su primer encuentro del Mundial de Qatar, los jugadores de Alemania posaron para la protocolaria foto del XI tapándose la boca, en señal de protesta contra Qatar y la FIFA por la negativa de la federación al brazalete «One Love».

La alternativa de Alemania a llevar el brazalete fue taparse la boca

No son nuevas las opiniones de numerosos países en contra de la celebración del Mundial en Qatar. Muchas eran las selecciones dispuestas, junto a Alemania, a protestar ante las políticas en contra de los derechos humanos que se llevan a cabo en el país anfitrión. Las europeas tenían pensado utilizar el brazalete «One Love» con un arcoiris, tal y como lo hicieron durante la pasada UEFA Nations League, pero la amenaza de la FIFA de sancionar deportivamente a los capitanes que lo llevaran hizo que se bajaran de ese carro.

La Federación Alemana de Fútbol se comprometió a buscar una forma de expresarse y, a diferencia de otras, la Selección Alemana sorprendió justo antes de su debut en la competición. Los jugadores del seleccionado de Hansi Flick posaron ante las cámaras tapándose la boca, simbolizando que «les han quitado su voz».

Vive lo mejor del Mundial de Qatar 2022 en el canal de YouTube de Mi Bundesliga.

La DFB denuncia la censura a la que les someten Qatar y la FIFA

Poco después del pitido inicial, la propia Selección Alemana lanzó un comunicado explicando la razón por la que esa era su señal de protesta. La DFB critica tanto a FIFA como a Qatar y ya avisa que su posición no va a cambiar para los próximos encuentros.

«No se trata de hacer un discurso político. Los derechos humanos no son negociables. Eso se debería dar por sentado pero aún no es el caso. Por eso este mensaje es tan importante para nosotros. Prohibirnos el brazalete es lo mismo que prohibirnos hablar. Seguiremos en esa postura.»

La FIFA aún no se ha pronunciado por este gesto de Alemania. La organización amenazó con sancionar deportivamente con tarjetas amarillas en todos los encuentros donde el capitán porte un brazalete distinto al estipulado por sus bases. Ahora bien, ¿castigarán a unos jugadores que sólo se echaron la mano a la boca y no dijeron ni una palabra? La polémica, que ya ha abundado en esta Copa del Mundo, está servida.

Publicar un comentario